Qué países o idiomas emirates.com le gustaría visitar Consulte todo los países e idiomas.
[ Español ]English
Saltar a contenido principal

Vuelos a Dar Es Salaam : Guía

Vuelos a Dar Es Salaam

Descubra Tanzania con los vuelos de Emirates a Dar Es Salaam

Vuelos a Dar Es Salaam, Tanzania

Acerca de Dar Es Salaam

Los orígenes de Dar Es Salaam se remontan a 1865, cuando el sultán de la isla de Zanzíbar observó la estratégica ubicación del puerto natural del continente. Construyó una ciudad y la llamó Bandar as-Salam (que significa Puerto de Paz en árabe), nombre que se abrevió a Dar Es Salaam, cuya traducción es "Casa de la Paz".

En el siglo XIX, el imperio germano conquistó la actual Tanzania y pasó a formar parte del África Oriental Alemana. En 1887, la Compañía del África Oriental Alemana llegó a Dar Es Salaam y estableció en la ciudad su centro administrativo y comercial, lo que supuso un crecimiento continuo durante las tres décadas siguientes.

Durante la Primera Guerra Mundial, los británicos conquistaron el África Oriental Alemana, lo rebautizaron con el nombre de Tanganyika y convirtieron Dar Es Salaam en su capital. La ciudad mantuvo su estatus a lo largo de toda la intentona independentista de 1961, que finalmente logró su objetivo, con la consiguiente fusión en 1964 con Zanzíbar, que dio como resultado un nuevo país: Tanzania. Sin embargo, en 1973 la ciudad perdió su estatus de capital frente a Dodoma, una ciudad situada en el centro del país.

Si bien Dar Es Salaam ya no es la capital, gracias a su próspero puerto y floreciente comercio continúa siendo la mayor ciudad de Tanzania. En la actualidad, los 2,8 millones de habitantes de la cuidad dan la bienvenida a más de 1,4 millones de turistas al año, muchos de los cuales están deseosos de descubrir las maravillas naturales de Tanzania, como la fauna y flora del Parque Nacional del Serengeti o los 5893 metros del Kilimanjaro, la montaña más alta de África.

Lugares de interés

Pese a su hermosa ubicación en el océano Índico, los turistas a menudo no se detienen en Dar Es Salaam, ansiosos de presenciar la gran migración del Serengeti o de caminar por las estribaciones del Kilimanjaro. Si bien estas son razones de peso para visitar Tanzania, merece la pena pasar unos días en Dar Es Salaam y descubrir el "Puerto de la Paz" de África.

Si desea hacerse una idea de los dieciocho grupos étnicos que existen en Tanzania, visite el Makumbusho Village. Situado a 8 kilómetros de la ciudad, por la carretera de Bagamoyo, los diversos terrenos tribales de este museo vivo descubren métodos tradicionales para pintar, grabar y tejer, además de bailes y otras costumbres tribales.

El Museo Nacional de Tanzania ofrece una experiencia más convencional. Alberga descubrimientos arquitectónicos como los moldes de huellas de 3,5 millones de antigüedad, atrapadas para toda la eternidad en cenizas volcánicas. Otras colecciones incluyen artefactos de pueblos de Tanzania y exposiciones sobre la ocupación alemana. El cercano Jardín Botánico acoge conciertos y obras de teatro tradicionales en sus hermosos jardines.

A tan solo 20 kilómetros al norte de la ciudad, se halla la reserva marina de Dar Es Salaam. Está formada por cuatro islas desahabitadas (Bongoyo, Mbudya, Pangavini y Fungu Yasini) que cuentan con diversos e importantes ecosistemas tropicales, además de arrecifes de coral, manglares y lechos de hierbas marinas. Las cuatro islas invitan a pasar un día al aire libre y son muy populares entre los aficionados al esnórquel, submarinismo y excursionismo.

Gastronomía y vida nocturna

Dar Es Salaam cuenta con una amplia gama de restaurantes y una animada vida nocturna. Por desgracia, los turistas deberían evitar la ciudad una vez que anochece, salvo que conozcan bien la zona o les acompañen lugareños de confianza.

"Dar" hace gala de una gran oferta gastronómica que abarca desde platos de Tanzania y del resto del continente africano, que encontrará por todas partes, hasta numerosas opciones internacionales. La ciudad cuenta con una numerosa población del sur asiático, así que encontrará excepcionales restaurantes indios por doquier, aunque la calle de Zanaki es una de las zonas más populares. La influencia histórica de Zanzíbar en Dar se traduce en un importante patrimonio gastronómico arábigo, y también podrá encontrar fácilmente excelentes restaurantes de Oriente Medio.

En los bares y discotecas de Dar Es Salaam se escucha desde música de Tanzania y del Congo, hasta ritmos dance y hip-hop. En Oyster Bay, un distrito donde viven muchos emigrantes anglo-germanos, encontrará muchas discotecas occidentales. En la zona de la Península podrá disfrutar de música en directo. Para obtener información actualizada, consulte la guía de espectáculos "What's happening in Dar".

Más allá de Dar Es Salaam

A 100 kilómetros al norte de Dar, nos topamos con la reserva de caza de Saadani, que ofrece vistas al mar y a Zanzíbar. Si bien no es tan famosa como el Serengeti, Saadani es la única reserva de caza de Tanzania. La reserva bordea el océano, lo cual la convierte en el único ecosistema de monte, playa y río de toda África oriental. La reserva da cobijo a numerosas jirafas, antílopes, ñus, búfalos, hipopótamos y cocrodilos, así como a los escurridizos leones, leopardos y antílopes sable. Cuentan que los animales visitan la playa y hasta se oye decir que se les ve entre las olas. Al norte de la reserva hay una playa donde suele aparearse la tortuga verde. En el estuario de Saadani destacan salinas llenas de flamencos.

 Salida
 Volver